¿Qué debe tener la web de tu restaurante?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

La página web de tu restaurante es la extensión digital de tu negocio. Es, por tanto, una carta de presentación para aquellos que aún no te conocen, pero también es el lugar de consulta de aquellos que ya son clientes. Cuando se trata de plantear una web para un restaurante deberemos tener en consideración estos aspectos esenciales:

  1. La web debe ser una extensión de nuestro restaurante
  2. Facilitar las cosas a nuestros comensales
  3. Nos debe permitir captar datos
  4. Y si además tenemos un delivery, deberá servir para vender

A parte de los aspectos técnicos, en los que no entraremos en este artículo, hablaremos de consideraciones para que la experiencia online de los usuarios sea igual de TOP que en tu restaurante.

Una extensión de tu restaurante

Por eso deberá tener un diseño atractivo, que llame la atención, justamente para atraer a tu público. Es muy importante que el look & feel de tu restaurante, su branding y el de la web estén en sintonía con tu target. Si tu restaurante tiene un concepto de street food, no es lo mismo que un restaurante gastronómico. Aunque parezca obvio, no está mal remarcarlo. 

Aplicar el branding con un diseño web, sin demasiadas complicaciones. Es muy importante pensar en la experiencia de los usuarios, facilitar la navegación y disminuir el número de clicks para llegar a la información más relevante.

Pensar en una homepage dónde aparezca a modo de resumen toda la información más importante es una buena práctica, ya que todo estará a un solo click.

Las fotografías son de una gran importancia. Invertir en una sesión profesional para tener imágenes de gran calidad que transmitan todo aquello que quieras que transmita tu restaurante y tus platos. Fotografías de calidad tanto del espacio como de los platos. Puedes ampliar información en este artículo.

¿Deberíamos tener un blog? Claramente si, si disponemos de un storytelling que ayude a definirnos como marca, historias que hablen de los platos, por ejemplo, del tipo de cocina o de los ingredientes. Un blog es una herramienta brutal que sirve para posicionar, eso sí, con un SEO bien trabajado. Es muy importante dedicar los recursos necesarios para mantener cierta regularidad, si no se puede garantizar, es mejor plantear una web sin un blog.

Y por supuesto, las redes sociales. Si tu web, es la extensión de tu restaurante, las redes sociales son su alter ego, y es muy importante que haya una buena conexión bidireccional. Podemos y debemos atraer tráfico hacia la web desde las redes sociales y a la inversa, colocando, por ejemplo, plugins de Instagram en la web, para mostrar de forma atractiva las últimas publicaciones.

Facilita las cosas

Una web debe servir para facilitar las cosas a tus clientes y a los que aun no lo son. Prevé un acceso rápido y visual a elementos importantes, como la reserva de mesa, el menú, la geolocalización y los horarios.

Sobre la reserva de mesa, podemos usar un formulario propio o enlazar con un gestor de reservas, tipo El Tenedor o Cover Manager. Algunos disponen de un widget que permite integrarlo en la misma web. Es muy importante que el acceso a las reservas esté accesible siempre, si puede ser, en todas las páginas de la web, colocando un botón en el Header, por ejemplo. Puedes ampliar información sobre plataformas de reserva en este artículo.

Muestra el horario en la Homepage, o incluso en el Footer de la página para que esté siempre visible en todas las páginas. Lo mismo con la geolocalización, muestra la dirección y si puede ser un enlace para abrir la localización con google maps. Es muy importante trabajar muy bien Google Maps, ya que puede atraer a mucho público potencial que esté en un área cercana a nuestro local. Amplía información sobre cómo atraer comensales con Google Maps en este enlace.

Capturar datos

Uno de los objetivos que debe tener toda web es la captación de datos. Y para ello podemos hacer diferentes acciones. Para empezar, colocando un pixel de seguimiento. Se trata de un trozo de código que, en el caso de realizar publicidad, ya sea en Google como en redes sociales, si una persona ha visitado nuestra web, se le mostrará nuestro anuncio cuando esté navegando por sus redes sociales. Y siempre es más eficiente un anuncio con alguien que ya nos ha visto antes, por lo que conseguiremos mayor conversión.

Otra manera de conseguir datos con la web, es a través de un formulario de suscripción. En el caso de una web con blog, tiene mucho sentido. Si no, también puedes incentivar la suscripción con algún estímulo, por ejemplo, un descuento. ¿Y para qué necesitamos una lista? Pues precisamente para trabajarla luego con una buena estrategia de email márketing. Puedes ampliar información con este artículo sobre fidelización.

Y finalmente, vende

Si tu web de restaurante además dispone de un delivery propio, el objetivo es sobre todo vender. Añade producto en la homepage. Banners con promociones. No pares de buscar excusas para que tus comensales repitan. Incentiva la compra con botones y carritos dinámicos.

Si tu delivery está dentro de una plataforma tipo Flipdish o Goxo, no hay problema. Aunque se trata de plataformas externas a tu web, siempre podemos crear slides y banners atractivos en la misma homepage, para derivar clicks hacia la venta.

CONCLUSIONES

La digitalización del sector restauración ha dado un paso adelante en el contexto actual. Debemos atraer, facilitar y convertir, y el mundo digital es un entorno enorme con miles de posibles clientes. Pero también con muchísima competencia. Diferenciarnos y destacar, esa será la clave.

Ahora tienes unas cuantas claves a tener en cuenta cuando quieras diseñar la web de tu restaurante, pero si necesitas ayuda, no lo dudes, ¡estamos para lo que necesites!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *